Imprimir

VERSION IMPRESION

El jardín en otoño

Uno de los puntos más importantes para destacar, es que todas las medidas de mantenimiento que podamos realizar en los meses otoñales serán de gran ayuda para la preparación del jardín pensando en el invierno.  Un buen punto de partida es la poda, quitando todas las ramas secas que haya en el jardín, y también manteniendo las formas y las dimensiones adecuadas de las enredaderas y arbustos.

También es recomendable, a su vez, disminuir el follaje de las plantas, en lo posible hasta la mitad. Por otro lado, es muy importante llevar a cabo los trasplantes de las plantas que lo precisen, aquellas plantas sensibles y más débiles, llevándolas a sitios más resguardados.

Otro aspecto importante, es la limpieza de los canteros, teniendo cuidado sobre todo en los sectores de los junquillos. También se debe depositar el compost en aquellas macetas en donde haya bajado el nivel de la tierra.

Riego y luz durante el otoño

Otros puntos importantes, no solo en el otoño sino en todo el año, son el riego y la cantidad de luz que reciban la plantas. En cuanto al riego durante estos meses, es aconsejable descender los más que se pueda, tanto la regularidad como la abundancia del riego, pues el clima del otoño, así como lo habitual de las lluvias, ayudan a las plantas.

En cuanto a las plantas de un jardín interior, lo mejor es regar diariamente, mediante el uso de un pulverizador, buscando la humedad pertinente en ambientes calefaccionados. Siguiendo con las plantas de interior, una buena tarea es la de agrupar y arrimar las macetas a las ventanas, buscando que reciban la mayor cantidad de luz solar posible.

Un último punto importante, es la eliminación total de plagas, más que nada del grillo topo. Para ello requerimos el uso del granulado sobre los canteros y el césped. Cuando se hay eliminado, detenemos la aplicación del granulado en el césped y lo hacemos sobre donde hayan restos de su presencia.

BricolajeHogar.net ©2008 todos los derechos reservados

Imprimir | volver <<