Imprimir

VERSION IMPRESION

¿cómo afilar las herramientas de trabajo?

Un trabajo correcto sólo puede realizarse a la perfección con herramientas previamente bien afiladas, por lo que debemos repasarlas periódicamente. Las máquinas universales, además de otros accesorios, cuentan con diversos elementos para el afilado, de distinta granulación y dureza. ¿Cómo afilar las herramientas de trabajo? Con piedras especiales, que actúan a la perfección.

Herramientas metálicas

Las herramientas metálicas normales se afilan con un disco de carborundo. Los metales duros, con uno de carburo de silicio (no representado en la foto). Para desbarbado y pulido se emplean piedras de distinta granulación, dureza y composición.

Las gubias suelen vaciarse generalmente con piedras de conformado especial. Existen también piedras naturales para que puedan afilar con agua o con aceite. Asimismo hay piedras artificiales que preferentemente son destinadas a vaciar con agua o con aceite.

Afilado con piedras especiales

Afilado con piedra sin operación preliminar. Esto sólo es posible cuando la piedra tiene una granulación gruesa. Los filos redondeados (p. ej., del hacha) se vacian pasando la piedra sobre la hoja. El afilado y pulido constituyen un solo proceso de trabajo.

Antes de realizar el vaciado de hojas anchas (por ejemplo. la hoja del cepillo) debe comprobarse con toda seguridad la planitud del disco. La rectificación de dicho disco se hace con otra piedra de mayor dureza, presionándola uniformemente contra él.

Después del afilado habrá que pulir la hoja. Se afinará, por consiguiente, sobre la piedra mojada, describiendo movimientos circulares. A fin de evitar accidentes lamentables, la piedra deberá estar bien incrustada en una pieza de madera.

Todos los dientes de una hoja de sierra circular deben cortar homogéneamente, por lo que las puntas de los dientes deben estar a una misma distancia del eje. El regulador de profundidad del accesorio para afilar hojas de sierra asegura un vaciado exacto.

El afilado de una hoja del cepillo se realiza según un ángulo de 25° aproximadamente. Apoyándola en el accesorio complementario (véase foto de página frontera), se desplazará a uno y otro lados. Se recomienda comprobar el ángulo de ataque del disco.

El lado no biselado de la hoja también tiene que librarse en general de rebabas. Habrá que deslizar la hoja de uno a otro lado sobre la piedra reiteradamente, movimiento que deberá alternarse con el circular, el cual ya se ha explicado anteriormente.

Afilado de las máquinas universales

Las máquinas universales disponen de determinados accesorios para poder afilar cuchillos y tijeras, los cuales se introducen en el aparato acoplado mediante una ligera presión. El proceso de vaciado no dura más allá de unos segundos.

Esta piedra de pulido ya no sirve. En la foto se aprecia claramente la deformación sufrida en el centro. El movimiento de pulido se efectúa generalmente sobre la totalidad de la superficie de la piedra, a fin de evitar un desgaste irregular de la misma.

Las cuchillas circulares usadas para cortar pan o bien embutidos no siempre pueden conservar el filo en buenas condiciones. Para vaciarlas se apoya lateralmente una piedra fina contra la hoja, a la vez que a ésta se la hace girar mediante la manivela.

BricolajeHogar.net ©2008 todos los derechos reservados

Imprimir | volver <<